nacho bueno

Fotografía de bodas, mi planteamiento

1

Fijaos en la foto, soy yo siendo manteado en la boda del amigo de alguien que había sido cliente mío como novio el año anterior. Luis, el primero por la izquierda.

Me gusta establecer una relación de confianza con mis clientes. No siempre acaba así desde luego. Ni falta que hace. Pero es algo que me permite percibir sus vidas de forma más cercana y meterme en ellas para transmitir de forma más auténtica su historia y su caracter en mis fotografías.  Me gusta conocer a los novios y sus gustos para contar desde el principio con su complicidad. La preboda es una buena ocasión para conocerse mejor, pero en caso de que la pareja no quiera hacer este reportaje yo propongo una reunión previa a la boda para hablar de todo un poco. Familias, amigos, organización, sorpresas, detalles, etc.

2

El aspecto documental es muy importante para mi, durante buena parte del día de la boda trato de pasar desapercibido.

Para capturar cada momento, cada emoción, cada gesto. El día de la boda está plagado de momentos para toda la vida y me centro en estar situado en el lugar adecuado y disparar en el momento oportuno cuando llega ese momento. Puede ser un momento esperado como la entrada de los novios al banquete o algo inesperado como el curioso baile de la tía del novio. Para lograrlo cuento con mi experiencia de 8 años haciendo reportajes de boda. Me ayuda a anticiparme y a resolver situaciones con rapidez y solvencia.

3

El reportaje romántico pastelón está muy extendido en la fotografía de boda, pero no va conmigo.

Cuando llega el momento del reportaje de pareja es cuando más se nota el planteamiento del que hablo en el primer punto. No me gusta que el reportaje de boda sea una pose romática detrás de otra, por muy espectaculares que sean las imágenes resultantes. Suelen ser fotografías rígidas y con poco carácter. Me gusta combinar el ingrediente romántico con la captura de momentos espontáneos, que pueden surgir durante la propia preparación de fotos. Vuestras sonrisas espontáneas si que son auténticas y únicas. Conociendo a la pareja yo puedo sugerir fotografías que evoquen algún tipo de guiño a vuestras vidas o aficiones. Con un puntito de humor, porqué no.

 

PREGUNTAS FRECUENTES a un fotógrafo de bodas:

* No veo fotos en blanco y negro en tu trabajo Nacho, ¿no haces o que?

NB: pues fíjate, yo hacía blanco y negro en mis comienzos de aficionado. Montaba los carretes y los revelaba y positivaba en mi casa. La magia del cuarto oscuro. Ahora no hago por varias razones pero resumiendo me quedo con una: la vida es en color. Sobretodo la vida alegre y festiva de una boda.

* ¿Sois uno o dos fotógrafos? ¿tu empresa hace vídeo también?

NB: ir con segundo fotógrafo es una de las opciones que dejo a elección de los novios, aunque claro, yo lo aconsejo. Mi empresa no hace vídeo, puedo asesorarte algo al respecto y en cualquier caso desaconsejo contratar empresas que hagan ambas cosas, ya que están lejos de ser los mejores en una cosa o la otra.

 

* ¿Haces otro tipo de encargos aparte de bodas?

NB: ¡Si claro! hago reportajes en otros tipos de eventos, ya sean empresariales o particulares, públicos o privados. También realizo proyectos personales cuando encuentro tiempo y motivación. Todo eso me enriquece como fotógrafo y muchas veces me aporta ideas para las bodas. También recibo encargos de fotografía de producto y corporativa.

En mi web general podeis encontrar trabajo personal: www.nachobueno.net  Pero vamos, que esto es una web de bodas, por lo que anuncio que:

Nacho Bueno es fotógrafo de bodas en Navarra, Aragón, La Rioja, resto de la península, Europa, Oceanía, el Nuevo Mundo, Groenlandia y parte de la galaxia.

Para más información me dais un toque, estaré encantado de atenderos, aupa!

Nacho Bueno